Actualizado
sábado, 10 diciembre 2016
11:47
h
URGENTE

Piden cárcel para el dueño de un supermercado por el ruido de la maquinaria

La Fiscalía asegura que los motores de los frigoríficos arrojaban “emisiones acústicas contaminantes”
Ver comentarios
  • INVESTIGACIÓN. Las dos mediciones realizadas fueron positivas.
    INVESTIGACIÓN. Las dos mediciones realizadas fueron positivas.

Un empresario de Villanueva de la Reina tendrá que sentarse mañana en el banquillo para responder penalmente por los ruidos molestos que emitía su supermercado. El fiscal, que pide 22 meses de cárcel para Fernando Ch. Ch., asegura que se trataba de una contaminación acústica “inaceptable e intolerable”. Se le acusa de un delito contra el medio ambiente.

El empresario, que obtuvo la licencia municipal en el año 2005, instaló en el tejado los motores de las cámaras frigoríficas, de las vitrinas y de los aparatos de aire acondicionado. “El funcionamiento resultaba muy molesto para los vecinos colindantes de la zona, al provocar ruidos excesivos que impedían el descanso, incluso en las horas nocturnas”, explica la Fiscalía. El Ministerio Público recuerda que los afectados realizaron “múltiples requerimientos” para que corrigiera el problema. “No adoptó medida alguna (...). Se producían emisiones acústicas muy superiores a las permitidas legalmente”, añade. El 10 de febrero de 2011, el Seprona midió los ruidos desde los domicilios de los tres vecinos perjudicados. “Arrojó resultados no aceptables e intolerables”, describe el escrito de acusación. En julio de 2012, se hizo una segunda medición, que también recogió “el excesivo ruido”.

El Ministerio Público reclama para Fernando Ch. Ch. una condena de 22 meses de prisión, el pago de una multa de 4.800 euros y la inhabilitación para ejercer una profesión relacionada con la hostelería durante un año y medio. Igualmente, reclama que el supermercado permanezca cerrado hasta que se aporte certificado de cumplimiento de las normas de prevención acústica. El procesado, en principio, niega los cargos.