Actualizado
martes, 18 diciembre 2018
21:05
h
URGENTE

Otro robo de película en una tienda de telefonía

Una banda de ladrones desvalija otro establecimiento del centro comercial La Loma y se lleva un suculento botín
Ver comentarios
|
03/10/2018
  • DAÑO. Los asaltantes reventaron con una maza el escaparate de la tienda, ubicada en la galería comercial de “La Loma”.
    DAÑO. Los asaltantes reventaron con una maza el escaparate de la tienda, ubicada en la galería comercial de “La Loma”.

La historia se repite. El Centro Comercial La Loma vuelve a sufrir un robo, el segundo en poco más de veinte días, y otra vez con una tienda de telefonía móvil como objetivo. Una banda de ladrones desvalijó en la madrugada del lunes al martes el establecimiento que la franquicia “The Phone House” tiene en ese recinto comercial de las afueras de la capital. En apenas cuatro minutos, los asaltantes consiguieron un suculento botín de varios miles de euros en terminales y aparatos electrónicos. La Policía Nacional se ha hecho cargo de la investigación, pero no tiene dudas de que el robo es obra de profesionales.

Las fuentes consultadas explican que los hechos sucedieron alrededor de las cinco de la mañana. Los ladrones llegaron en un coche de alta gama —un BMW de color claro—, que dejaron aparcado justo delante de una de las puertas principales del centro comercial, en concreto, la que da a la parada de autobuses. Cuatro hombres, ataviados con monos de trabajo y con las caras tapadas por capuchas, se bajaron del vehículo. Dejaron todas las puertas abiertas, tal y como se aprecia en la grabación captada por las cámaras de seguridad. Un quinto integrante del grupo se quedó a los mandos del volante.

Los ladrones forzaron la persiana y la puerta de entrada con una palanca. De este modo, lograron acceder a la galería comercial. Uno de los asaltantes se apostó en la puerta, mientras que sus tres compañeros, armados con una maza, se dirigieron a la tienda de “The Phone House”. A golpes, hicieron un agujero en el cristal del escaparate. Por ese hueco, entraron al establecimiento. Llevaban varias bolsas de grandes dimensiones. En cuestión de un par de minutos, cargaron cientos de aparatos electrónicos y teléfonos móviles. En las imágenes se ve perfectamente cómo salen del local cargados y a la carrera. Los ladrones se montaron en el vehículo y huyeron a toda velocidad por la autovía. Un golpe bien estudiado, planificado y ejecutado. “La obra de una banda de profesionales”, sostienen en la Comisaría de Jaén. De hecho, todo se desarrolló a una velocidad de vértigo.

Esa rapidez de acción dejó sin capacidad de maniobra a la Policía. Las alarmas funcionaron correctamente y sonaron nada más notar la llegada de los intrusos. La presencia de los ladrones fue detectada por el vigilante de seguridad que dio aviso de forma inmediata a la Comisaría. Su reacción fue impecable y el protocolo se activó a la perfección. Sin embargo, cuando las patrullas llegaron, los asaltantes ya habían conseguido escapar. “Es que el robo se produjo en menos de cuatro minutos”, dicen las fuentes consultadas.

Este asalto es prácticamente un calco que el registrado el pasado 11 de septiembre en la tienda que Vodafone tiene en el mismo centro comercial. El “modus operandi” fue idéntico. Las pesquisas parten de la hipótesis de que ambos asaltos son obra de una banda organizada e itinerante. Se investiga si son los mismos autores. De hecho, en los últimos dos meses se han producido acciones prácticamente idénticas en otros centros comerciales ubicados en Granada y Málaga, entre otras ciudades. El patrón siempre es el mismo: acceso por las bravas a través de una puerta lateral del centro comercial y, una vez en el interior, reventar las puertas.

La Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) se ha hecho cargo de las investigaciones de este robo. Los responsables del establecimiento desvalijado todavía no han podido cuantificar las pérdidas que han supuesto este asalto.