Actualizado
martes, 20 noviembre 2018
20:28
h
URGENTE

Los carnés profesionales crecen como “posible” salida de la crisis

Los permisos de camión obtenidos por los jiennenses en 2015 llegaron a 639
Ver comentarios
  • RETROVISOR. Varios vehículos de distintas autoescuelas circulan por la Avenida de Andalucía de la capital jiennense.
    RETROVISOR. Varios vehículos de distintas autoescuelas circulan por la Avenida de Andalucía de la capital jiennense.

“Si la vida me viene jodida, me voy a tener que ir a trabajar a Alemania. Aunque cada vez me gusta menos conducir”, espeta Gregorio Barrios, de Villargordo, que cuenta con más de quince años de experiencia profesional al volante de un camión rígido “sin límite de tonelaje”, y que en la primavera de 2015 obtuvo su nuevo permiso, C+E, que le capacita para manejar camiones articulados con 2, 3 y 4 ejes. Barrios es uno de los 639 conductores jiennenses que consiguieron el permiso para conducir este tipo de vehículos en 2015, según los datos facilitados por PONS Seguridad Vial. 116 más que en 2014.

Para ampliar su currículo profesional o como una nueva posibilidad laboral en la actual situación económica que “parece” intuir, a lo lejos, la luz al final del túnel están los permisos de conducir concedidos por la Dirección General de Tráfico a los jiennenses. El nicho de mercado lo ocupan los denominados C de conductores profesionales que, además, deben pagar, realizar y obtener un curso de capacitación profesional, CAP, para poder ejercer legalmente como tal. También es significativa la subida de los carnés relacionados con los ciclomotores, en 2015, 1.762; 120 más que el año anterior. “Se busca la economía, también en los desplazamientos, recortar gastos. Las motos son vehículos más ligeros, gastan menos combustible, se aparcan de manera más fácil y su precio es, en general, más asequible”, opina el dueño de la autoescuela Grupo Jimena, Miguel Ángel Peinado, que forma al año alrededor de 400 nuevos conductores, en todos los permisos, en la provincia.

“Desde las autoescuelas esperamos que 2016 sea un poco mejor que el año que hemos dejado, en el que tampoco hubo mucha diferencia de trabajo con respecto a 2014. Dentro de la inestabilidad que hay, creo que nos irá mejor, porque parece que se empieza a ‘mover’ algo el transporte”, apunta Peinado.

Sin embargo, dentro de los datos ofrecidos por PONS Seguridad Vial, los permisos de conducir tipo B dicen que los jiennenses, en 2015, se “animaron” un poco menos que en 2014 para sacarse este carné. Con 6.509 nuevos conductores más, cuanta nuestra provincia desde el año pasado. En 2014 hubo 6.879. Para la modalidad D, que capacita para manejar autobuses, solo 86.

“Quise tenerlo por una cuestión laboral”
idcon=12011853;order=11

“Desde que aprobé el carnet, como tengo coche propio, lo uso todos los días para ir al trabajo y para desplazarme por Jaén. Ha sido por una cuestión de necesidad porque hasta ahora me apañaba. Estoy muy contenta de haberlo hecho, con cuarenta clases aprobé el examen. También ha supuesto un logro personal”.

“Este nuevo permiso me lo saqué por gusto”
idcon=12011849;order=15

“El AM, que es el primer permiso para conducir motos, me lo saqué con catorce años. En diciembre aprobé el A2, con el puedo coger motos ‘grandes’, pero limitadas. Fue por gusto, la verdad. Hasta que, dentro de dos años, me quiten la limitación, me da tiempo a ahorrar para comprarme, de segunda mano, el modelo que me gusta”.

“Es para tener puntos más en la oposición”
idcon=12011845;order=19

“Acabo de aprobar el de trailer hace unos días y estoy muy contenta. Tanto este como el del camión, que me lo saque hace poco, también me lo obtuve a la primera. No creo que los utilice porque me los he sacado para conseguir el máximo de puntos en el concurso oposición de la Guardia Civil para el que me estoy preparando”.

“Mi idea es trabajar de conductora de bus”
idcon=12011841;order=23

“Me lo saqué en el mes de septiembre. Lo hice por ampliar mi currículo y porque quiero trabajar como conductora de autobús. Estoy buscando trabajo aquí y en Madrid. El profesor de la autoescuela tenía plena confianza en mí y yo también, y lo conseguí en el primer intento dentro de la ciudad. En pista, a la segunda”.