Actualizado
lunes, 22 mayo 2017
19:41
h
URGENTE

La refinanciación de la deuda sabe a reproches

El PP logra su propósito gracias al voto de los ediles no adscritos
Ver comentarios
  • SESIÓN. El edil de Hacienda, Manuel Bonilla, durante una de sus intervenciones en el pleno de ayer. A su lado, Reyes Chamorro.
    SESIÓN. El edil de Hacienda, Manuel Bonilla, durante una de sus intervenciones en el pleno de ayer. A su lado, Reyes Chamorro.

Con un “¡la virgen!” netamente jaenero antecediendo a un “¡qué manera de empezar la semana!” el concejal no adscrito Iván Martínez contextualizó el contenido del segundo pleno de carácter extraordinario que celebraba, ayer, la Corporación Municipal. Cinco puntos, conectados a la crítica situación que soporta un Ayuntamiento ahogado por las deudas y sin capacidad para atender las obligaciones financieras que ha contraído, componían un orden del día monotemático. Lo que estaba sobre la mesa era la refinanciación a largo plazo y “en términos de prudencia financiera” de cinco operaciones financieras por valor de 12,5 millones de euros (cuatro con CajaSur por 4,8 millones de capital pendiente y una quinta con BBVA por 7,6 millones). Eran las últimas que al equipo de Gobierno local le quedaban por incluir en el Fondo de Ordenación. Y, con el tiempo en contra, ya que el plazo dado por el Ministerio a los ayuntamientos en riesgo para comunicar las operaciones vencidas finalizará el viernes, el PP logró sacar adelante los cinco puntos, que se abordaron de forma agrupada. Lo logró gracias al apoyo explícito del edil no adscrito Iván Martínez, la abstención de Salud Anguita y Víctor Santiago y el rechazo del PSOE y Jaén en Común (JeC).

El concejal de Hacienda, Manuel Bonilla, explicó que el Gobierno local llevaba “más de un año” renegociando las condiciones de estas operaciones y que, por fin, las ofertas estaban en prudencia financiera. “¡Este equipo trabaja!”, subrayó, destacando que, desde 2015, el Ayuntamiento ha logrado refinanciar a 10 años “¡toda la deuda a largo plazo!”. “Más de 30 millones”.

Garantizado el principio de prudencia financiera que dicta la Ley, el edil, tal vez, confió en que esto le reportaría el beneplácito de los grupos de la oposición. Pero solo loó la medida Iván Martínez. El vicepresidente de la Sociedad Municipal de la Vivienda (Somuvisa) valoró el trabajo de la Concejalía, “nos guste más o menos”. Resaltó el ahorro de “más de 3 millones de euros en intereses”, y sugirió: “Todo lo que sea ayudar a la Tesorería, a la liquidez y a que podamos seguir mantenimiento los servicios básicos debería ser apoyado”.

“Es positivo”, coincidió el también no adscrito Víctor Santiago, que sí lamentó: “La ciudad no puede tener una serie de inversiones porque estamos nada más que pagando préstamos e intereses”. Sus palabras abrieron la veda a las recriminaciones del PSOE y de JeC. Remarcaron que una de las operaciones que se refinancian con CajaSur ya estaba vencida y que a otra le restaba apenas una cuota. Una trimestralidad. No obstante, más allá de “cuestiones técnicas”, denunciaron que todas estas operaciones no hacen sino elevar aún más la losa financiera que pesa sobre el Ayuntamiento sin que para los vecinos supongan mejoras de nada, recalcó la viceportavoz socialista Mercedes Gámez. “Lo más significativo de este pleno es lo que no está. Lo que no se hace —sentenció el portavoz de JeC, Manuel Montejo—. Con la excusa de la deuda siguen sin hacer nada que cambie la situación de Jaén”. Previó que el partido gobernante esgrimiría la herencia recibida y la ausencia de ayuda por parte de la Junta, y —razonó Montejo—: “Asumiendo que todo eso sea cierto, debería hacer algo más que negociar con los bancos”. Montejo cuestionó la calidad con la que se prestan servicios básicos, como la recogida de basura y el transporte público. Censuró la falta de propuestas para mejorar zonas verdes y salvaguardar el patrimonio, y espetó: “Pueden ustedes seguir pensando que no pasa nada, pero en Jaén pasan cosas y muy graves. La pena es que no vienen a los plenos”. “No nos vengan a decir que estas operaciones van a mantener servicios sociales. Es tiempo hasta que lleguen las próximas elecciones”, vaticinó Gámez, que fue muy insistente acerca de “a dónde irán los intereses de demora” de estas operaciones. “¡Los meteremos en el siguiente plan de pago a proveedores!”, aventuró. Pero Bonilla repuso: “¡No se van a pagar! La oferta no incluye intereses de demora. ¡Se nos condonan!”. “¡Nosotros no dejamos losas a corto plazo como hicieron ustedes!”, remachó, reprobando la gestión del PSOE e IU entre 2007 y 2011. Solo fue un muestra de un pleno de hora escasa rico en reproches cruzados y en encendido “ytumasismo”.

Polémico “ahorro” para las arcas municipales

La refinanciación de préstamos “sí le ha servido” al Ayuntamiento de Jaén, enfatizó Bonilla. Desde 2015, ha refinanciado 30 millones a largo plazo, con un ahorro —destaca Manuel Bonilla— superior a los 2 millones de euros. En cuanto a la deuda a corto plazo, en declaraciones a este periódico, precisó que se han refinanciado casi 24 millones. “Solo quedan por refinanciar 425.000 euros de una póliza y 1,5 millones de un ‘swap’ (contrato de permuta de intereses) de 2008 que estamos renegociando con el Santander y 2,2 millones con CajaSur con un interés de demora del 25%”. Esta deuda está vencida desde hace casi dos años y ha generado casi 1,5 millones de intereses de demora y ordinario. Con la refinanciación del largo plazo de los 4 préstamos pendientes, la entidad se ha comprometido a refinanclar el corto en prudencia. “En la refinanciación de todo el corto plazo en los últimos 2 años hemos ahorrado otros 3 millones”, indica Bonilla.

Más de 74 millones de liquidez hasta 2019

ayuda. Las facilidades a los ayuntamientos en riesgo financiero que el Gobierno aprobó la semana pasada se traducirán, en el caso de la entidad local de la capital, en una liquidez de 74,5 millones de euros para los próximos 3 años, apuntó el concejal de Hacienda. Manuel Bonilla valoró también que, por primera vez, se está trabajando de forma conjunta sobre las reformas de la financiación autonómica y local.