Actualizado
domingo, 09 diciembre 2018
21:40
h
URGENTE

Acusado un hombre de abusar de su hija de 11 años

Presuntamente, se metió con ella en la cama, la desnudó y le hizo tocamientos
Ver comentarios
  • SE DECLARA INOCENTE. El hombre tendrá que sentarse en el banquillo de los acusados de la Audiencia.
    SE DECLARA INOCENTE. El hombre tendrá que sentarse en el banquillo de los acusados de la Audiencia.

Cinco años y ocho meses de cárcel. Eso es lo que la Fiscalía ha solicitado para un vecino de Alcalá la Real acusado de abusar sexualmente de una de sus tres hijas, de tan solo once años. Presuntamente, el hombre se metió con la niña en la cama, mientras que otra de las hermanas dormía al lado. Según el Ministerio Público, la desnudó de cintura para abajo y la sometió a diversos tocamientos de índole sexual. El procesado niega los cargos.

El escrito de acusación provisional sitúa los hechos alrededor de las siete de la mañana del pasado 3 de julio. Los padres están separados desde hace un tiempo y el progenitor disfrutaba esa jornada de una de sus visitas. El fiscal explica que el acusado, identificado como J. D. N. I., accedió al dormitorio en el que se encontraban durmiendo sus dos hijas menores de edad, de 7 y 11 años. “Una vez allí y, con intención de satisfacer su lamentable ánimo libidinoso, se introdujo en la cama donde se encontraba la niña mayor”, explica el Ministerio Público. Y añade: “Una vez acostado, comenzó a tocarle el culo y los pechos por el interior de la ropa que llevaba puesta para, a continuación, bajarle la ropa interior”. La Fiscalía sostiene que el padre también se quitó los pantalones y los calzoncillos “y comenzó a restregar su pene contra el cuerpo de la niña”. El escrito de acusación explica que esa situación provocó “la paralización, el espanto y el desvelo” de la pequeña. Alrededor de las diez y media de la mañana, la menor pudo contactar telefónicamente con su madre para contarle lo ocurrido y pedirle que la sacara de allí. Ese mismo día, la progenitora presentó la denuncia.

La instrucción de la causa se ha desarrollado con gran rapidez y la Fiscalía ya ha presentado su escrito de cargos contra J. D. N. I. Ahora, falta que la defensa entregue en la Audiencia su alegato. Durante la investigación, el hombre siempre negó los cargos y argumentó que la denuncia fue un invento de su exmujer, con la que no mantiene una buena relación desde que se separaron.

Además de la pena de cinco años y ocho meses de prisión, el Ministerio Público también solicita que el procesado no pueda acercarse a sus tres hijas, a su domicilio a sus lugares de estudio durante ocho años. Del mismo modo, tendría que someterse a un periodo de libertad vigilada, no podría residir en el municipio donde viviera su familia y no podría desempeñar una actividad relacionada con los menores.

El testimonio como prueba constituida

En el juicio, para el que aún no hay fecha, no está claro que la menor que, supuestamente, sufrió los abusos de su padre tenga que declarar. La Fiscalía no lo ve conveniente, ya que ya fue interrogada durante la instrucción y su testimonio fue grabado como prueba preconstituida. No obstante, la sala puede ordenar que vuelva a declarar. Entonces, lo hará por videoconferencia.