Actualizado
martes, 25 septiembre 2018
20:40
h
URGENTE

Rousseff, apartada de la Presidencia

El anterior vicepresidente brasileño, Michel Temer, toma posesión del cargo como presidente interino
|
13/05/2016
  • BRASIL. Rousseff, a su salida del Palacio de Planalto.
    BRASIL. Rousseff, a su salida del Palacio de Planalto.

El Senado de Brasil confirmó el inicio del proceso de “impeachment” contra la presidenta del país, Dilma Rousseff, que será apartada temporalmente del cargo y sustituida por su “número dos”, Michel Temer.

Tras una maratoniana sesión de debate de 20 horas, 55 senadores votaron a favor del juicio político, en el que se dirimirá si Rousseff incurrió en irregularidades maquillando las cuentas públicas del Gobierno. La moción solo necesitaba 41 votos para salir adelante.

Se abre ahora un plazo de investigación de hasta 180 días que concluirá en un nuevo debate en el Senado y en una votación que será ya definitiva. Hasta entonces, Rousseff esperará el “impeachment” fuera del poder.

Dilma Rousseff defendió su inocencia y, tras calificar de “farsa jurídica” lo ocurrido, denunció que el nuevo gobierno interino de Michel Temer carece de legitimidad porque no fue elegido en las urnas. Arropada por todos sus ministros antes de abandonar el Palacio de Planalto, Rousseff compareció horas después de la decisión del Senado para recordar que fue “elegida por 54 millones de ciudadanos” y para defender su “honestidad y dignidad”, lamentando que se le está castigando por “un crimen” que no cometió y acusando a la oposición de buscar desde el principio apartarla del cargo.

El debate parlamentario tuvo su eco también en las calles de Brasil, divididas en los últimos meses entre partidarios y detractores de Dilma Rousseff. Las manifestaciones de ambos bandos se repitieron también durante la reunión, en las inmediaciones del Parlamento, donde se llegaron a producir algunos altercados.

Por su parte, el hasta ahora vicepresidente brasileño, Michel Temer, tomó posesión del cargo como presidente interino, tras recibir la notificación oficial del Congreso de que Dilma Rousseff fuera cesada temporalmente, a la espera de que se celebre un juicio político en su contra por irregularidades contables.

El senador Vicentinho Alves, del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB), el mismo partido de Michel Temer, notificó a las 11:27 (hora local) al todavía vicepresidente la suspensión de Rousseff. “La misión se ha cumplido”, dijo Alves, que confesó que el nuevo jefe de Estado, que recibió la notificación en el Palacio de Jaburu rodeado de sus nuevos ministros, se mostró “esperanzado” y con “entusiasmo”. Aunque aún no ha hecho declaraciones, Temer ya ha dado a conocer la composición de su Gobierno.