Actualizado
domingo, 18 noviembre 2018
16:55
h
URGENTE

El CD Linares desaparece por una deuda de 1,4 millones de euros

El alcalde de Linares, Juan Fernández, ha anunciado la desaparición del CD Linares ante la imposibilidad de levantar el proceso concursal en el que se encuentra inmersa la entidad por su elevada deuda, cifrada en 1,4 millones de euros.

Ver comentarios
|
20/07/2009

Desveló la puesta en marcha de un nuevo club y el objetivo de comprar una plaza en Tercera División.  El CD Linares dirá adiós después de diecinueve temporadas en el mundo del fútbol. Precisamente nació en la campaña 90/91 para cubrir la plaza del desaparecido Linares CF. Ahora, las elevadas deudas y la imposibilidad de hacer frente al proceso concursal en el que se encuentra han determinado su defunción. La desaparición es cuestión de tiempo. Juan Fernández lo explicó con claridad. “No hay concurso de acreedores porque no hay activo. Sólo se disponen de 11.000 euros y con esa cantidad no se resuelve nada. Por todo ello, la única salida es la disolución del equipo”. Y añadió: “He tenido dos conversaciones con el juez y ha quedado manifiesta la imposibilidad de hacer nada para salvar la entidad”.  En esta situación, el alcalde reconoce que la única salida es esperar hasta el 31 de julio, fecha límite que concede la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) para el pago de las débitos con los jugadores. Como el CD Linares no pagará, será descendido y, posteriormente, consumará la desaparición. “Es un destino inevitable. Quién iba a poner tanto dinero para salvar al club”, apostilló. El alcalde desveló que la deuda de la entidad asciende a 1,4 millones de euros (unos 240 millones de las antiguas pesetas)._La mayor parte de este dinero se le adeuda a los profesionales, que tienen numerosas nóminas pendientes, algunos de ellos hasta doce o catorce, como el caso de los centrocampistas Pedro Díaz o Dani Bouzas, este último fichado ya por el Deportivo Alavés.
Juan Fernández manifestó que ahora es el momento de poner en marcha lo que él denominó “Plan B”. Es decir, la constitución de un nuevo club, el acuerdo con un nuevo inversor y el intento de compra de una plaza en Tercera División. Precisa, en este sentido, que ha luchado por intentar conservar la categoría  con el futuro club, un aspecto que, según dijo, no es posible, porque legalmente no es factible. No adelantó cómo se llamará el equipo que coja el testigo del CD Linares ni los inversores que estarían dispuestos a poner su dinero en la sociedad. Sí dejó claro que el objetivo es formar un conjunto saneado bajo el formato de una sociedad anónima deportiva en el que puedan intervenir tanto los futuros inversores como los propios aficionados. Sobre el intento de compra de una plaza en Tercera, Juan Fernández precisó que es una posibilidad que él apunta, aunque antes de nada es necesaria la desaparición del actual equipo y de su infraestructura. El alcalde de Linares afirmó que ha hecho todo lo posible para evitar el trágico desenlace e hizo hincapié en que una cosa es el equipo de fútbol y otra bien distinta la construcción del nuevo campo de Linares. Aludió al anterior propietario. “Delfín Cañas fue la persona que dejó el CD Linares en la situación económica actual y ahora no se puede hacer nada, porque nadie regala el dinero. Si no se le pone solución a esta problemática, se convertirá en algo cíclico. Es necesario salir de esta coyuntura cuanto antes con las medidas que sean precisas”, subrayó. No evitó hablar del empresario cordobés Víctor Vico, de quien precisó que lo han esperado hasta el último momento, “aunque no ha llegado con propuestas”.