Actualizado
lunes, 24 septiembre 2018
09:10
h
URGENTE

El Gobierno mantiene la alerta en nivel 4 después del 17A

El ministro del Interior asegura que el yihadismo está en “franco retroceso”
  • TERRORISMO. El ministro del Interior hace balance un año después.
    TERRORISMO. El ministro del Interior hace balance un año después.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, aseguró que no se va a rebajar del actual nivel 4 al 3 la alerta antiterrorista en España por indicación de las fuerzas y cuerpos de seguridad y de inteligencia del país, con los que de manera semanal se revisa esta cuestión.

“No hay ningún planteamiento en este sentido”, afirmó el ministro en declaraciones a la Cadena SER, en las que ha subrayado que el Ejecutivo se atiene a los informes que aportan los expertos para decidir. Marlaska explicó que desde que está al frente de Interior se han producido detenciones de personas relacionadas con el yihadismo y a las que se imputa la integración en organización terrorista, pero que no hay “constancia evidente” de que a corto plazo y “como tal” se estuviera preparando un atentado en el país.

Insistió en que la seguridad total no es completa, pero ha dicho que el yihadismo está “en franco retroceso”. “Ni en Europa ni en España va a más”, agregó, recordando que existen políticas “efectivas” contra la radicalización. El responsable de Interior quiso explicar también que hoy “no debería ser posible” que se pudiera almacenar los explosivos y productos químicos que los terroristas acumularon en la casa de Alcanar (Tarragona), en la que se produjo una explosión horas antes de los atentados. Marlaska explicó que se han reforzado la venta de estas sustancias, pero también se ha preguntado a los vendedores por qué, si vieron algo extraño en la cantidad adquirida por lo que luego se comprobó que era una célula terrorista, no comunicaron sus dudas a las fuerzas de seguridad.

“Me parece una falta de insolidaridad”, aseguró el ministro. “Si les pareció extraño, ¿por qué no hicieron la siguiente pregunta, por qué no lo pusieron en conocimiento de las fuerzas y cuerpos de seguridad?”, agregó.

El ministro insistió en que antes de los atentados y después hubo una coordinación “más que razonable” entre las fuerzas de seguridad y que no hubo ocultación de información entre cuerpos policiales que fuera necesario transmitir. “Estoy convencido de que eso no ocurrió”, confirmó el ministro, Grande-Marlaska.

“Esas mínimas faltas de coordinación en modo alguno fueron determinantes para lo que aconteció, los atentados, ni dificultaron las actuaciones policiales ni previas ni posteriores en la investigación”, recalcó en la entrevista.

Por otra parte, el ministro quiso negar que las cárceles sean un foco de radicalización, aunque agrega que se hacen investigaciones para evitar posibles riesgos.