Actualizado
sábado, 18 noviembre 2017
15:31
h
URGENTE

Un objetivo apasionante

El Atlético Porcuna es uno de los favoritos para conseguir el ascenso en el grupo dos de División de Honor

El Atlético Porcuna afronta su quinta temporada en la actual División de Honor —antigua Primera Andaluza— con el objetivo de conseguir el ascenso a Tercera, después de que las últimas campañas haya estado entre los primeros pero sin poder materializar un reto apasionante pero, a la vez, muy complicado. Para ello, el conjunto rojiblanco ha incorporado a Rafa Carrasco, que será el encargado de dirigir una plantilla joven pero que llega con ilusión. El entrenador, natural de La Carlota (Córdoba), tiene experiencia en los banquillos en esta categoría, ya que el año pasado estuvo en el Pozoblanco, que pertenece al otro grupo de División de Honor. De esta manera, sustituye a Paco Ortiz que ha sido el técnico porcunense durante tres temporadas y que no ha logrado el ascenso a Tercera. En la última de ellas, el Atlético Porcuna quedó en la cuarta posición, a dos puntos del tercero, que, en principio, tenía derecho de jugar en la categoría superior, pero un cambio a última hora ha propiciado que se quede en este grupo que se antoja apasionante.

Un verano con muchos cambios en la entidad rojiblanca. Primero con la llegada del nuevo entrenador y después con los jugadores que han llegado para completar una plantilla ilusionante: Fran Alcázar (CD Ronda), Uceda (Martos CD), Quique (Real Jaén B), Esteban (Urgavona CF), Fernando Jiménez (Menciano Atlético) y Yuma, Santacruz y Sarmiento (Pozoblanco CD), junto con el técnico cordobés. Además, se suman las renovaciones de: Carrasco, Figueroa, Javi Cañada, Monti, Aitor Gallego, Caballero, Chiqui, Gallo, Iván Sánchez, Kiko y Manu Tejero. Por otra parte, el Atlético Porcuna dejó marchar a futbolistas de gran nivel como: Juanma, Juanlu, Obissa, Soto (Villacarrillo CF), Jorge Sanabria (Martos CD), Álex, Blas, Ángel, Rati (Iliturgi CF), Pedro Zapa (UDC Torredonjimeno), Cuevas (Villacarrillo CF) y Mesón (Atlético Arjonilla). Varios de ellos se han incorporado a equipos de Tercera División, por lo que el conjunto que preside Andrés Salas Ortega se tendrá que reponer de estas bajas y poder lograr el objetivo final de la campaña. Para ello, no les faltará el apoyo de la afición, ya que el club supera los 500 abonados, que están preparados para que el próximo 3 de septiembre comience la Liga regular, cuando reciban la visita del Alhaurino, en la primera jornada del grupo dos de División de Honor.