Actualizado
sábado, 15 junio 2019
23:30
h
URGENTE

El tenista español Rafa Nadal conquistó su duodécimo título de Roland Garros, segundo “grande” de la temporada, tras imponerse en la final al austriaco Dominic Thiem en cuatro sets (6-3, 5-7, 6-1, 6-1), un resultado que le afianza como el rey de la tierra batida y que le convierte en el tenista con más títulos en un mismo evento individual de “Grand Slam”.

El balear, que levanta por duodécima vez la “Copa de los Mosqueteros” (2005, 2006, 2007, 2008, 2010, 2011, 2012, 2013, 2014, 2017, 2018 y 2019), alcanza los 18 “grandes” y se queda a solo dos del suizo Roger Federer, al que apabulló en semifinales y que lidera la clasificación histórica con 20 trofeos.

Además, con su 59 “entorchado” sobre la arcilla roja deja atrás a la australiana Margaret Court, con la que empataba en número de títulos de un mismo ‘Grand Slam’ a nivel individual, después de que la extenista ganase en once ocasiones el Abierto de Australia.

En el último duelo sin cubierta en la Philippe Chatrier, el cielo de París concedió una tregua para asistir a un nuevo hito de rey de la tierra batida. La lluvia había aplazado del viernes al sábado el duelo del austriaco ante el serbio Novak Djokovic, que se jugó a trompicones en su reanudación por la intermitencia de los chaparrones.

Sin embargo, Thiem, que el año pasado caía en la final ante el mismo rival, no acusó el cansancio acumulado y el día menos de descanso que el balear y saltó dispuesto a dar la sorpresa en la pista central y emular a su pareja, la francesa Kristina Mladenovic, que este mismo sábado se proclamaba campeona de dobles junto a la húngara Timea Babos.

De hecho, impidió que el de Manacor se marchase 3-0 por primera vez en esta edición del torneo, y no solo eso, sino que aprovechó su primera bola de “break” del encuentro para romper el servicio del balear y poner el 3-2 en el marcador. El contratiempo obligó a la reacción del español, que respondió con un “contrabreak” para abrir una racha de cuatro juegos ganados de manera consecutiva que permitieron adjudicarse el primer parcial en 56 minutos de juego. La igualdad marcó el transcurso del segundo set, donde ambos se mostraron muy sólidos con su saque y solo se concedieron diez puntos al resto. Hasta seis juegos se cerraron en blanco, y el duodécimo resultaría definitivo. En las dos últimas mangas solo hubo un hombre en la pista: Rafa Nadal.

“Ganar en Roma fue decisivo”

El tenista español Rafa Nadal afirmó que la semana del Masters 1.000 de Roma "fue decisiva para tener este trofeo entre mis manos otra vez" y aludió a la duodécima Copa de los Mosqueteros de su palmarés. “La semana de Roma fue muy decisiva, tiene mucho que ver para tener aquí este trofeo entre mis manos otra vez. Ya no solo por ganar, sino por volver a disfrutar. Llevo cinco torneos seguidos sin tener que retirarme", recordó Rafa Nadal.

Felicitación de la Casa Real

La Casa Real, el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, y los líderes de los principales partidos políticos felicitaron al tenista balear Rafa Nadal después de su victoria en París.