Actualizado
sábado, 25 mayo 2019
14:04
h
URGENTE

Jugadores en formación

Ocho representantes de la
cantera del Jaén Rugby figuran en
la academia de promesas nacionales
Ver comentarios

La Academia Nacional Rugby, que es dependiente de la Federación Española y con apoyo de la Federación Andaluza, consta de dos centros en la comunidad autónoma con sedes en Granada y Sevilla. Ambos forman parte de la red nacional, que consta de cinco sedes más. Es el rugby en estado puro y en él trabajan con ilusión los talentos del deporte ovalado. El crecimiento en la provincia tiene el sello indiscutible del Jaén Rugby, una entidad que trabaja con las categorías inferiores con un proyecto serio y metódico. La progresión de sus jugadores es una evidencia y a los técnicos de la academia no les han pasado desapercibidos sus condiciones. La Academia Nacional constituye un paso intermedio entre las selecciones autonómicas y nacionales y tiene como finalidad contribuir a la formación integral de los jugadores con una tecnificación individual. Su actividad se basa en entrenamientos técnicos-tácticos, pruebas físicas y charlas formativas. Los especialistas de la provincia que están en ella son Luis Moriana García, selección andaluza sub 18, Eduardo Sánchez Jurado y Javier López Mollinedo (sub 16 y recientes medallas de bronce con el combinado autonómico), Lea Ducher, Clara Eslava Barbera, Elena Mercado Cortijos, Blanca Ruiz Cabrero y y Carmen Carmona Flores. Esta última disputó con la selección española de rugby a 7 el Europeo sub 18 en tierras portuguesas y llegó hasta cuartos de final. Los responsables y profesores del proyecto son Nicolás Enrique Sanfilippo, director de los dos centros de rugby en Andalucía. En su equipo se integran fisioterapeutas, preparadores físicos y técnicos. Cuenta con la colaboración de Alhambra Nievas, árbitro internacional, Juan Cerván García, seleccionador andaluz sub 16 y sub 18 y Juan Gonzalez Marruecos, entrenador de la selección de españa femenina. Los centros de rugby fijan sus objetivos en las categorías 2000, 2001, 2002 y 2003. Sanfilippo destaca el esfuerzo y trabajo de los jugadores jiennenses. “Todos ellos se han integrado perfectamente. El objetivo es generar una cultura de superación, basada en el compromiso, la responsabilidad,y el esfuerzo. A través de ella se desarrolla al máximo el potencial de los jugadores y les hacemos creer que el factor fundamental para alcanzar el éxito es su determinación”, asegura. Se celebran dos actividades al mes en las instalaciones de Cartuja y en Fuentenueva.