Actualizado
sábado, 17 febrero 2018
17:13
h
URGENTE

Utilizar la tecnología para dar soluciones al cambio climático

Lázuli Fernández se alza con el primer premio de “Linares, ciudad del conocimiento”
  • GALA. El alcalde, Juan Fernández; José María Villén, vicepresidente de la Cámara de Comercio; y Lázuli Fernández.
    GALA. El alcalde, Juan Fernández; José María Villén, vicepresidente de la Cámara de Comercio; y Lázuli Fernández.

Ideas urbanas para combatir el cambio climático” es el plan que resultó vencedor en el primer concurso de ideas “Linares, ciudad del conocimiento”, un certamen fruto de la estrecha colaboración entre el Ayuntamiento y la Cámara de Comercio. Lázuli Fernández Lobato fue el ideólogo que presentó el proyecto vencedor, dotado con 3.000 euros.

La convocatoria se incluye en la iniciativa “Emprende Linares” como una de las actividades englobadas en el plan “Campus del Conocimiento 2017”. Así, han sido premiadas las mejores propuestas que han creado un diseño de solución viable para problemas concretos relacionados con el cambio climático en Linares.

Juan Fernández, alcalde de la ciudad, y José María Villén, vicepresidente de la Cámara de Comercio e Industria, entregaron los premios en la Incubadora de Empresas en el Campus Científico Tecnológico.

Esta es la primera edición del concurso, pero la idea “Campus del Conocimiento” nació hace dos años con el convencimiento de que la alianza entre ciencia y sociedad puede tanto encontrar como aplicar las soluciones necesarias para hacer frente al impacto de los grandes desafíos globales sobre el estilo de vida y bienestar del conjunto de la sociedad.

En esta ocasión, las iniciativas que se han desarrollado bajo este plan se centraron, fundamentalmente, en el cambio climático, su alcance, los retos que plantea a corto plazo en el entorno y las soluciones que se ofrecen desde ramas del conocimiento como la ciencia, tecnología y sociedad para afrontar sus posibles efectos en un futuro no muy lejano. En esta misma línea, las bases del concurso planteaban dos retos a los que los participantes tenían que buscar solución. Por un lado, las amenazas a corto plazo para el olivar, provocadas por la escasez de agua, las altas temperaturas y la alteración del ciclo de las estaciones, así como la influencia de todo esto sobre la producción y la calidad del aceite, uno de los bienes más preciados de la provincia de Jaén.

Por otro lado, también se propuso a los concursantes encontrar una solución viable al cada vez más largo y extremadamente caluroso verano, que provoca una subida del consumo de agua y energía, así como la alteración de los hábitos de vida y trabajo. Además, se trata de una problemática que entraña un grave peligro para los grupos más vulnerables de la sociedad, entre los que se encuentran los ancianos, los niños o las personas enfermas.

El jurado estaba compuesto por el alcalde, Juan Fernández; Isaac Chocron Benaim, Business Development Director Israel de Excem Technologies; Ángel Llavero, responsable de Soluciones Sicnova; Ángel Fraile, director general del centro tecnológico; y Raúl Caro-Accino, gerente de la Cámara de Comercio de Linares. Todos ellos decidieron entregar el premio al proyecto presentado por Lázuli Fernández, centrado en las medidas para combatir el cambio climático en la ciudad.