Actualizado
domingo, 18 noviembre 2018
22:47
h
URGENTE

La “Feria de la Tapa” cumple dos décadas de trayectoria

La muestra incorpora a su oferta gastronómica productos gourmets, zona de copas y música en directo
  • COMERCIO. José Luis Madueño y Bartolomé González, en la presentación de la XX “Feria de la Tapa”.
    COMERCIO. José Luis Madueño y Bartolomé González, en la presentación de la XX “Feria de la Tapa”.

El salón de actos de la estación de autobuses acogió la presentación de la vigésima edición de la “Feria de la Tapa”, que se celebrará del 13 al 16 de septiembre. Un evento que este año presenta importantes novedades, como la nueva ubicación, ya que pasa de celebrarse del casco antiguo de la ciudad al recinto ferial. En concreto, se situará en la zona donde se instala la caseta municipal y de la música, según avanzó el presidente de la Asociación local de Comercio, Industria y Servicios (Alciser), Bartolomé González.

Un cambio de ubicación que se debe a dos motivos, explicó González. Por un lado, el objetivo por el que nació esta muestra está más que cumplido, ya que se pretendía dinamizar el casco histórico, pues como aclaró el presidente de Alciser, “hace dos décadas no había servicios de restauración ni cafeterías en el centro histórico” y en esa zona solo estaba el Parador y un par de tascas. Sin embargo, hoy en día la instantánea es “totalmente diferente, pues está llena de restaurantes y zonas de ocio”. La otra razón del cambio es que ahora el recinto ferial reúne todos los servicios necesarios para celebrar una “Feria de la Tapa” digna, pues, entre otras cosas, ofrece “más de 2.200 metros de sombras”, subrayó González.

Asimismo, el presidente de Alciser adelantó: “La idea es impulsar un nuevo evento, aunque conservará el nombre, pero complementándolo con la gastronomía”. Se trata de un proyecto a tres años vista, matizó González, que Alciser ejecutará de forma paulatina, incrementando la prestación de servicios gastronómicos año tras año. Así, prosiguió, en esta edición habrá participantes que continúan y otros nuevos, aunque se mantiene la estructura básica de la feria, que contará con una barra de bebida, los puestos de tapas y una zona de productos gourmets.

En cuanto a los establecimientos hosteleros participantes, el público podrá degustar las tapas de Museo de la Tapa, Restaurante Gallo Rojo, Hotel Ciudad de Úbeda y el Café de Don Bosco, que ceden su gestión a cofradías o colectivos de la ciudad. Este año también se suman otros expositores como pescadería “La Lonja”, más conocida como “Caracoles Sierra”, que ofrecerá marisco cocido; Pizzería Carlos, que venderá porciones de pizza, y una zona gourmet gestionada por el Hotel “Ciudad de Úbeda”, que ofrecerá raciones de productos “delicatessen”. Por otro lado, se instalarán dos barras de copas, según añadió González.

Asimismo, habrá una amplia programación de música en directo, tanto al mediodía, a cargo de grupos rocieros, como por la noche, donde los DJs se encargarán de pinchar los temas más actuales en distintas fiestas que se celebrarán en el “Ciudad de Úbeda”.

El precio de la cerveza y la tapa se mantiene en un euro cada uno, y el resto de productos ofertados podrán pagarse con los tiquets de las tapas, variando los precios de las diferentes raciones.