Actualizado
lunes, 18 diciembre 2017
13:33
h
URGENTE

Exigen un tren que deja “en vía muerta” a Jaén

Un “lobby” de grandes empresarios presionan al Gobierno para que priorice partidas presupuestarias en el Corredor Mediterráneo
Ver comentarios
|
15/02/2017
Exigen un tren que deja “en vía muerta” a Jaén
Exigen un tren que deja “en vía muerta” a Jaén

No es una “guerra” entre territorios. Más bien, una cuestión de intereses entre unos y otros y capacidad y valentía a la hora de reivindicar infraestructuras que redunden en el desarrollo económico y social de su tierra. Más de 300 empresas de Cataluña, Valencia, Murcia y hasta Almería dan un paso adelante para constituir un “lobby” reivindicativo que impulse el Corredor Ferroviario Mediterráneo.

Es, sin duda, un avance determinante para una obra clave dentro del mapa ferroviario español y, sobre todo, de la Unión Europea que servirá para interconectar ciudades y puertos determinantes, como Almería, Cartagena, Valencia y Barcelona rumbo a las grandes ciudades europeas.

España es el país que más fondos recibe de la Política Agraria Común (PAC), por lo que se ha convertido en el campo y casi la despensa que garantiza la alimentación de la Unión Europea, que no exige solo que se generen los productos agroalimentarios, sino que obliga a transportarlos rápido y de manera eficiente y sostenible, por lo que tiene una auténtica fe “ciega” en el ferrocarril. Por eso, la Comisión Europea se muestra favorable a dejar fondos para grandes infraestructuras ferroviarias que el Gobierno ha centrado en dos grandes corredores. Por un lado, está el del Mediterráneo, que parte de Algeciras en España —viene desde Rabat— y que recorre todo el Levante —está marcado en línea roja en el gráfico de la página siguiente—. En cambio, este tiene un gran problema, que es que no existe vía entre Almería y Murcia ni tampoco en muchos otros tramos costeros rumbo a Málaga. Además, existen otros en los que habría que poner una doble para compatibilizar, de manera eficiente, el transporte de las mercancías con el de pasajeros.

No obstante, pese a que las palabras se miden mucho para no abrir una “guerra” territorial, a Europa le gusta más esta idea porque lleva el tren a todos los puertos. Y a los gobiernos parece que también. Por el otro lado, está el Corredor Central, que parte desde Algeciras y que tendría como eje determinante la provincia jiennense a través de Granada e, incluso, Almería —por el trazado Linares-Moreda, por el que ahora solo pasan dos talgos al día de pasajeros—. Este tiene la gran ventaja de que está hecho —las vías están puestas—, pero el enorme inconveniente de que no se considera estratégico.

Tal vez, por esto, la obra de mejora —no de construcción— del tramo entre La Bobadilla y Algeciras marcha “a paso tortuga”, pese a que se erigen como un proyecto recurrente en los Presupuestos Generales del Estado. El Corredor Central pasaría por Sevilla y contaría con otro ramal desde Almería hasta Linares-Baeza, que sería el “gran eje de operaciones”, ya que conecta ambos trazados en dirección a Castilla-La Mancha y Madrid. Sin embargo, mientras que aquí se espera que las obras continúen para que acabe el proyecto —las del tramo de la denominada alta velocidad entre Jaén y Linares-Baeza están paradas—, más de 300 empresas se unen para “ponerle las pilas” al Gobierno.

La reivindicación. “Si estamos unidos y juntos reivindicamos esta infraestructura, el Corredor —en relación al Mediterráneo— será una realidad. Se trata de una reivindicación justa y que nadie la pone en duda. España, además de ser radial, ha de tener un carácter circular”, afirma el presidente de la Asociación Valenciana de Empresarios que, a la par, también preside Mercadona, Juan Roig.

A su lado están más de 300 empresas que ya trabajan con el lema reivindicativo “Quiero corredor”, que se ha convertido hasta en un “hastag” —tendencia— en la red social Twitter después del posado que acaban de protagonizar. Sin embargo, Juan Roig está apoyado, en la cúpula de este “lobby” empresarial, por Vicente Boluda (Boluda Corporación Marítima y expresidente del Real Madrid, que dejó en manos de Florentino Pérez), Adolfo Utor (Balearia), Agnes Noguera (Libertad 7), Francisco Pons (Importaco), Fernando Roig (Pamesa), Rafael Benavent (Keravent Azulejos) y Pedro López (Chocolates Valor), entre otros.

Precisamente, los presidentes de la Asociación Valenciana de Empresarios, Vicente Boluda, y del Cercle de Economía, Juan José Bruguera, fueron rotundos: “Queremos que el Gobierno de España ponga fecha de ejecución para el Corredor Mediterráneo”. Asimismo, indicaron: “Somos 300 empresarios catalanes y valencianos que estamos unidos como una roca”.

La Respuesta. El Ejecutivo español no tardó en responder. Adif afirma que el Corredor Mediterráneo “ha sido y es una prioridad” que va “en línea” con “la voluntad política, económica y social que ha mostrado el Ministerio de Fomento con este proyecto”. Recuerda que una prueba de este compromiso con el “adecuado desarrollo de las obras” es la inversión aproximada de 16.928 millones de euros, de los que se han ejecutado ya 13.436 millones de euros. Además, en un comunicado remarca que uno de los principales objetivos del nuevo equipo, tras un año de Gobierno en funciones, es la reactivación de las obras de toda el área. Por eso, señala que, para conseguirlo, necesita “relanzar y desbloquear” contratos que estaban inactivos. Además, añade que, el mes pasado, se decidió nombrar a un coordinador del Corredor Mediterráneo con la única función de “dinamizar las actuaciones que están en marcha y estar atento al transcurso de las mismas para darles el impulso necesario”. Asimismo, insistió en que la inversión presupuestaria realizada para el impulso del Corredor entre la frontera francesa y Algeciras es también una prueba del compromiso del Ministerio de Fomento con el adecuado desarrollo de las obras. Así, puntualizó que de la inversión aproximada de 16.928 millones de euros, ya se han ejecutado ya 13.436 millones.

Sin embargo, el problema para Jaén no es que se construya el Corredor Mediterráneo, sino que este se haga y el suyo se quede igual, ya que supondría generar una “autopista” para el transporte ferroviario de mercancías que haría que las otras rutas no se utilizaran. Y cuando estén acabadas, la costumbre de los operadores haga que cuenten con poco uso. En definitiva, podría ocurrir una situación similar a la decisión —del entonces Gobierno de Felipe González— de que el AVE pasara por Ciudad Real y Córdoba y no por Jaén, lo que supuso aislar a la provincia de la alta velocidad y, en definitiva, alejarla de la red ferroviaria que se proyecta en el futuro. Para comprobarlo, no hay un ejercicio mejor que repasar los trenes que han desaparecido en las últimas décadas o lustros en la provincia que, prácticamente, ve cómo queda aislada del mapa ferroviario, salvo los ferrocarriles específicos para interconectar la capital y otros nudos y que no suponga “echar el cerrojo” a las estaciones que todavía resisten aquí.

DESDE JAÉN. A esta tierra le falta el movimiento ciudadano que se vio este fin de semana en Granada, pese a que los emprendedores y los hombres y las mujeres que viven en sus pueblos y ciudades sí que sienten que tienen menos oportunidades de viajar en tren o que ven menos ferrocarriles de mercancías que buena parte de los territorios. El presidente de la Confederación de Empresarios de Jaén (CEJ), Manuel Alfonso Torres, afirma: “Jaén es siempre la gran olvidada. Nos dicen que queda poco para terminar la conexión Algeciras-Bobadilla, pero nunca acaba. Si hubiera un flujo, creo que Linares-Baeza sería un punto estratégico para la salida de aceite de oliva y se podrían revitalizar muchas naves para hacer acopio de productos e introducirlos en un gran corredor ferroviario. En cambio, ahora no se puede hacer nada de nada y no es porque no exista la vía, sino porque carecemos de trenes, por lo que la carretera se muestra como la única opción para nuestros productos”. Ahora, queda por ver cómo cuaja el nuevo grupo de presión para impulsar el Corredor Mediterráneo y el reparto y, sobre todo, la ejecución de los presupuestos.

“Pedimos adelantar un tren 15 minutos”

El presidente de la Confederación de Empresarios de Jaén (CEJ), Manuel Alfonso Torres, se muestra bastante crítico: “Vamos a una reunión a Madrid y vemos cómo los que viven en otras provincias llegan a su casa a las cinco o a las ocho de la tarde. Y aquí no apareces hasta las once, las doce o la una de la madrugada. Y si tienes combinación, porque lo normal es que te tengas que llevar el coche para ajustar los horarios o para no estar todo el día dando vueltas por ahí”. Asimismo, continúa: “Tenemos un tren que sale muy temprano en dirección a Córdoba y a Sevilla. Pedimos que partiera solo 15 minutos antes para que nos diera tiempo enlazar con el AVE a Córdoba. Pues, ni eso nos han concedido”. Además, los empresarios afirman que las malas conexiones por ferrocarril hacen que los turistas vean como una “odisea” venir a Jaén.